Jorge Alfonso

(Montevideo, 1976)

Publicaciones: “La poesía es una máquina de hacer chorizos” (tríptico, edición de autor, 2006–2007), “Cacareos poéticos y poemas de amor misógino” (cinco ediciones artesanales de autor, 2006–2013), “Porrovideo” (cuentos, 3 ediciones: Estuario Editora –2008–, Editorial HUM –2009 y 2012–), “Cuentos llenos de abrojos” (Premio Fondos Concursables 2008 del Ministerio de Educación y Cultura, Editorial Trilce, 2009), “Micromundos” (cuentos, Trópico Sur Editor, 2013), “Mantra” (poesía, 2 ediciones: Editorial Sin Licencia, 2013 y Parakultural SubTerraNeo ediciones, 2014).

Ha cosechado veintinueve premios literarios dentro y fuera del país. También ha participado en dieciséis antologías de cuento y poesía y ha leído sus trabajos en más de cien espectáculos en diferentes eventos y en diversos lugares que van desde un contenedor de basura hasta el Teatro Solís.


1.¿Cuándo descubriste que querías hacer lo que haces ahora? ¿Cómo fue?

 

Mi padre tenía una vieja máquina de escribir Underwood, gigantesca, pesada. De chico (desde los siete u ocho años) yo adoraba jugar con ella. Allí hice mis primeros cuentitos (historias de vaqueros, balazos y recompensas que escribía en cualquier papel que encontraba). En primaria lo que más me gustaba eran las redacciones y leer todo lo que había en la biblioteca de la escuela (mayormente literatura juvenil, Julio Verne, etc.) más otros libros que compraba en ferias o me traían mis padres. Ya más grande me crucé con el aviso de un taller literario que organizaba un concurso de cuentos y allí todo empezó a tener sentido. Descubrí que eso era lo que siempre había querido hacer: poner en papel mis ideas, mis experiencias, las cosas que imaginaba y las historias que me rodeaban.

 

 

2.¿Te inspiras o te inspiraste en alguien o en algo alguna vez para crear? ¿En quién?

 

Me motivaron mucho las lecturas de Julio Cortázar, Oliverio Girondo, Michael Ende, Horacio Quiroga, Chéjov, Bukowski y muchos otros. Y en los talleres experimentábamos con ejercicios “disparadores”, cadáveres exquisitos, sintagmas, consignas y demás que nos movilizaban a escribir a partir de una frase, una imagen o unas palabras sueltas recortadas de diarios y revistas.

Por otro lado siempre me motivaron mucho las historias vividas con mis amigos y nuestras “aventuras” barriales. Muchas veces pensaba “alguien debería escribir sobre esto”, hasta que me di cuenta que yo mismo podía hacerlo.

 

 

3. ¿Cuál es tu lugar favorito para trabajar? ¿Por qué?

 

Tengo un escritorio rodeado de las cosas que quiero. Mis libros, mis discos, mis fotos, mis chucherías, mis obsesiones. Generalmente escribo directamente en la computadora, aunque a veces garabateo en cualquier papel que tenga a mano y luego lo trascribo. También utilizo una grabadora digital, pero siempre trascribo todo enseguida y lo trabajo lo más que puedo en la pc.

 

 

4.Muchos medios de comunicación nos muestran que el mundo anda muy mal… ¿Qué papel crees que juegan el Arte y la Literatura en el intento de crear un mundo mejor?

 

Dicen que el mundo anda muy mal desde que el mundo existe. Personalmente pienso que gran parte de la humanidad está evolucionando y que estamos aprendiendo muchas cosas en muy breve tiempo. También me parece indudable que algo hemos avanzado si comparamos nuestro presente con otras épocas de la historia humana.

Creo que el arte debe entretener (esto me parece fundamental) y a la vez enseñarnos, ampliar nuestros horizontes y relacionarnos con la imaginación, los sentimientos y las ideas de otros y así mostrarnos con claridad que no estamos tan solos como creemos.

 

 

5.Resume en una lista los motivos por los que quieres/necesitas ser un creador.

 

Porque lo disfruto. Porque crear me hace feliz.

 

 

6.Define en breves palabras qué papel juega el lector o espectador durante tu proceso de creación.

 

Obviamente mientras escribo yo soy el primer lector. No me gusta pensar en otros lectores a la hora de crear. Además es imposible complacerlos a todos.

 

 

7.Recomiéndanos algunos libros que te hayan gustado en la adolescencia, o que creas que nos puedan gustar.

 

Todo lo de Julio Verne. Los cuentos de Quiroga, de Cortázar, los libros “Espantapájaros” y “Persuación de los días” de Oliverio Girondo. Y tantos otros…

 

 

8.Elige alguna de tus obras para que la podamos leer/observar y cuéntanos por qué nos la recomiendas especialmente. (Esta es la obra que puedes enviarnos como "archivo u objeto adjunto").

 

Les envío un cuento bastante viejo que escribí de un tirón y se llama “Tras ella”. Se los mando porque aún hoy me divierte leerlo (y quizá como venganza por todas las horas aburridas en secundaria estudiando mitos griegos y el Popol Vuh, je je). No teníamos profesoras creativas cuando yo iba al liceo.

 

 

9.¿Qué consejo podrías darle a los adolescentes de nuestra edad?

 

Exprésense sin límites, cuestionen lo establecido y traten de ser buena gente.

 

 

10.¿Qué podrías recomendarle a un joven que quiera ser un artista?

 

En cualquier disciplina artística en la que esté, debe conocer, investigar y experimentar en abundancia. Si quiere escribir, que lea mucho (mucho mucho mucho) y que escriba y corrija mucho más. Que recurra a talleres o a la compañía de personas que están en su misma búsqueda si esto lo estimula. 


Descarga
Tras ella
Tras+ella+-+Jorge+Alfonso.docx
Documento Microsoft Word 17.3 KB